8M JUDICIAL

  • In
    Mar 08, 2020
    La historia nos demuestra que cada logro de los pueblos fue como consecuencia de su lucha organizada.

    Del mismo modo, la lucha de las mujeres necesita de la organización para alcanzar sus objetivos.

    Las trabajadoras judiciales podemos decir con orgullo que desde nuestro gremio y su lugar en el Movimiento Obrero, nos encontramos en la calle peleando codo a codo junto a nuestros compañeros contra un modelo que arroja cada día a más argentinos y argentinas a la pobreza, contra la codicia de la timba financiera y las fórmulas del FMI que conducen a la fuga de riquezas y al ajuste del gasto público. Pues todo ello impacta negativamente en nuestros bolsillos y en nuestras familias, redunda en la destrucción del mercado interno, y expulsa cada día a más compatriotas del trabajo digno, dando paso a esa muerte lenta, pero no menos violenta para una familia, como es la desocupación.

    En ese contexto, las mujeres resultan más afectadas a consecuencia de la feminización de la pobreza, sufriendo en mayor porcentaje la desocupación, precarización y flexibilización laboral, con una brecha salarial que acentúa la desigualdad.

    El gobierno anterior no nos dio respiro. Pero pese a cada uno de los embates con los que quiso doblegarnos -traspaso, ganancias, salario-, la Unión dio batalla y resistimos.

    La crisis que atraviesa nuestro país está lejos de resolverse. Y ahora, bajo el discurso de la solidaridad, los y las judiciales vemos en jaque a uno de los derechos que más nos costó conseguir: el de una jubilación digna. Y desde el minuto cero empezábamos perdiendo porque el proyecto oficial de modificación de la ley 24.018, dejaba afuera a la categoría de Prosecretarios/as.

    Basta recorrer la justicia o mirar una estadística, para saber que el 70% de los/as agentes de esa categoría son mujeres. Sugestivamente, tan solo pasar al segmento de Magistrados y Secretarios, el porcentaje se invierte.

    Ahí está clarito como ese techo de cristal del que hace tiempo venimos hablando, bajaba un poco más y aplastando nuestros derechos. Limitando nuestro crecimiento y perspectivas de igualdad y equidad y nos dejaba afuera de la posibilidad de jubilarnos dignamente.

    Pero, se sabe: para esta organización la única lucha que se pierde es la que se abandona. Así es que salimos a la calle, debatimos la falta de perspectiva de género tanto en las comisiones de Diputados como de Senadores, en cada medio de comunicación que nos acercó un micrófono, y además elaboramos el único proyecto alternativo verdaderamente sustentable, solidario e igualitario para todas las categorías del escalafón.

    De ese modo, logramos conservar el derecho a la jubilación digna de las compañeras y compañeros Prosecretarios y extender ese derecho a las Jefas y Jefes de Despacho. Y vamos por más.

    Organizadas, solidarias, con más fuerza que nunca y con la historia de nuestro gremio como bandera:

    » Capacitamos más de 300 compañeros/as en perspectiva de género, y este año continuamos con la formación, para que no haya más fallos como el de Lucia Pérez y que la memoria de Micaela no sea solo una Ley.

    » Logramos la implementación de la licencia por violencia de género en el ámbito de la Defensoría y seguimos trabajando para su implementación en el PJN.

    » En el mismo sentido, insistimos con la modificación integral y con perspectiva de género del Régimen de Licencias del PJN. » Seguimos trabajando en el Consejo de la Magistratura propuestas de reconocimiento de puntaje a las mujeres en los concursos de magistrados, con el objeto de dar un paso más en romper el techo de cristal a nuestra carrera.

    » Participamos de la redacción y ahora promovemos la Ratificación del Convenio OIT 190 contra la Violencia y el Acoso en el Mundo del Trabajo.

    » Sumado a las propuestas de promoción y apertura de lactarios, la proyección de un nuevo jardín maternal, la propuesta de incorporar nuevamente la colonia de vacaciones, las gestiones ante la obra social ante diversas contingencias y el reclamo de contar con obra social paga durante la excedencia, son solo algunos de los ejes que venimos trabajando y van dando sus frutos.

     
    POR TODO ELLO, ESTE 8 DE MARZO SEGUIMOS CON FUERZA, A PASO DE VENCEDORAS!


    COMISIÓN DIRECTIVA NACIONAL

     

  • todos.jpg